Coronavirus: desinfectar los alimentos que entran a casa se volvió primordial

Ante la pandemia del COVID-19, desinfectar con lavandina las bolsas de las compras y repasar con precaución los alimentos se volvió primordial. Es una alerta que debe activarse cada vez que esos productos ingresan a casa, advierten los especialistas.

Es indispensable además el lavado a fondo de manos durante la desinfección de los productos y del área de la cocina donde se realizan estas acciones. Puede parecer una exageración, pero esos detalles de higiene pueden hacer la diferencia frente al riesgo de un contagio.

Los científicos ya demostraron que el virus puede sobrevivir por varias horas o hasta días en superficies, y los productos que encontramos en el supermercado pueden ser una vía de transmisión, por eso es clave el paso de la desinfección.

María Belén Deffelippo Tegaldo, licenciada en nutrición (M.N. 8.076), enumeró para Con Bienestar, cuáles deberían ser las tres compras esenciales para la mayoría de la población en estos tiempos de cuarentena. Además, brindó consejos para guardarlos y procesarlos de manera segura. La nutricionista sugiere una dieta familiar basada en estos pilares:

1) Frutas y verduras de estación:

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda comer al menos 400 gramos de frutas, hortalizas y verduras por día, porque son fuente de minerales, vitaminas, fibras y otros nutrientes imprescindibles para apuntalar defensas y reducir el riesgo de enfermedades no transmisibles.Leé tambiénCoronavirus en EEUU | No salió de su casa en tres semanas y se contagió: sospecha que fue por tocar las bolsas del supermercado

Para la licenciada, “estos alimentos deben ser desinfectados al llegar a casa porque no sabemos si pueden o no ser transmisores de COVID-19 u otros microorganismos causantes de enfermedades”. Luego de su desinfección, se deben colocar en lugares previamente higienizados.

La OMS recomienda 400 gramos de frutas, hortalizas y verduras por día. (Foto: EFE / David Fernández)
La OMS recomienda 400 gramos de frutas, hortalizas y verduras por día. (Foto: EFE / David Fernández)

2) Carnes frescas, de vaca, cerdo, pollo o pescado:

Son fuentes de proteína. Se pueden comprar y freezar una parte. Las bolsas plásticas de origen deben ser desechadas, y la carne debe guardarse en recipientes limpios.

Es esencial cocinar bien cualquier carne, ya que con el fuego nos aseguramos un alimento seguro a nivel bromatológico”, explica Tegaldo. “Si se conservan crudas, hay que guardarlas en recipientes bien cerrados, evitando que caigan sus jugos”, agrega.Leé tambiénCoronavirus: qué lavandina sirve para desinfectar y cómo hacerla rendir

3) Alimentos no perecederos:

Pueden funcionar como “comodín” para distintas recetas saludables. Son de gran utilidad en estos tiempos por su durabilidad, y sus aportes de nutrientes son variados.

La licenciada nos comenta que es importante elegir de acuerdo a nuestras necesidades nutricionales u otras patologías existentes como la hipertensión, diabetes, intolerancias, y demás.

Entre los ejemplos más consumidos encontramos: porotos, arroz, lentejas, polenta, avena, harina, enlatados, leche en polvo, entre tantos otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.