El Gobierno lanzó una advertencia a los intendentes que abran actividades sin permiso de Nación y Provincia

La Provincia mantiene su postura en torno a los controles para evitar la propagación del coronavirus y los alcaldes de la oposición insisten en que es momento de una apertura mayor.
En el día en el que el presidente Alberto Fernández anunciará una nueva extensión de la cuarentena con el foco puesto en el AMBA, en la provincia de Buenos Aires continúa la polémica en cuanto a la apertura de actividades. En ese sentido, el Gobierno de Axel Kicillof lanzó una advertencia a los intendentes que expresaron abrir sin autorización.

El pedido de los jefes comunales de Juntos por el Cambio para que les autoricen la reapertura de actividades en sus distritos es cada vez más fuerte. A los planteos de Jorge Macri (Vicente López), Ezequiel Galli (Olavarría), Emilio Cordonier (Ayacucho), Hernan Bertellys (Azul), Esteban Reino (Balcarce), Juan José Fioramonti (Loberia), Maximiliano Suescum (Rauch), Miguel Gargaglione (San Cayetano); se le sumó el que realizó Miguel Lunghi (Tandil) que resonó en la Gobernación bonaerense y generó una rápida respuesta.

El alcalde serrano declaró en La Red que “estamos teniendo una tensión social importante. Todos los días tengo distintos rubros en la municipalidad pidiéndome la reapertura. Nosotros tenemos 35 días sin ningún tipo de COVID-19 y mantenemos las entradas controladas”.

De esta manera, aseguró que “si no nos autorizan hoy, la semana entrante vamos a tener que abrir, porque los dueños van a reabrir solos, me lo han dicho. Ando con el auto y me paran, acá no tenemos guardaespaldas, es distinto”.

Las afirmaciones llegaron un día después de que su par de Olavarría, Galli, realizara una encuesta en tu cuenta de Twitter para consultar sobre el aislamiento. “Hasta cuando vamos a seguir así? Tiene sentido seguir estirando el aislamiento? Cual es el plan para atacar el pico de la curva? Ustedes también se hacen estas preguntas?”, expresó.

En ese marco, desde el Gobierno bonaerense salieron a responderse a los intendentes de la oposición y lanzaron una advertencia para quienes no acaten lo resuelto en la Provincia y Nación. La encargada de realizar el llamado fue la ministra de Gobierno, Teresa García.

“Los intendentes de Bahía Blanca, Olavarría, Campana, Vicente López y Tandil hicieron ayer un planteo de abrir si o sí. La provincia tiene determinaciones que responden al decreto nacional. Hay cosas, como la actividad deportiva, que no se pueden hacer. En el interior están habilitadas las cuestiones recreativas como las caminatas”, explicó a radio El Destape.

Sobre el planteo de Lunghi, detalló que Tandil “es uno de los municipios que más actividades comerciales e industriales habilitadas tiene”, y lanzó: “Que un intendente diga que va a abrir le den o no la habilitación es un acto de rebeldía”.

“Él va a tener que poner la firma en los decretos municipales que habiliten esas actividades. Esperemos que no sea tan flexible la cosa que pase lo que ocurrió en Olavarría o en Necochea, donde tenemos 460 personas asiladas producto de la celebración de un ‘baby shower’”, expresó.

Pero no se quedó ahí y apuntó contra lo ocurrido en Olavarría a pesar del pedido de Galli de apertura. Entonces, resaltó que en el “distrito en el que se confirmaron ayer cuatro casos y hubo 50 aislados cuando su intendente era uno de los que más reclamaba apertura”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.