Intentan asaltar a una mujer y se tirotean con la policía

Dos motociclistas que intentaron robarle la camioneta a una mujer, se tirotearon con un policía de civil que observó la escena y logró detener el atraco. Los malvivientes pudieron escapar mientras que tanto las víctimas como el uniformado, resultaron ilesos. No se descarta que al menos uno de los delincuentes haya sido herido.
En medio de un fuerte hermetismo policial, fuentes de la investigación indicaron que el hecho se produjo cerca de las 9.30 de ayer en la calle Chubut al 1800, a unas diez cuadras de la Ruta 25. Por allí se desplazaba una mujer de 40 años en su camioneta Dodge Journey de color negra. Se detuvo un momento para que subiera su empleada, de 23 años.
Ese instante fue aprovechado por dos delincuentes que se desplazaban en una moto de color negra. Ambos portaban armas de fuego e intentaron asaltarlas y obligarlas a descender del vehículo. Unos cien metros más atrás y en la misma dirección que llevaban las mujeres, se desplazaba un teniente de la policía de Pilar, de 38 años, que se encontraba franco de servicio y de civil e iba en su auto particular, un Fiat Palio de color gris.
El efectivo observó a los dos malvivientes que intentaban asaltar a las ocupantes de la camioneta. Descendió del vehículo y les impartió la voz de alto. Fue en ese momento que se originó un enfrentamiento armado con intercambio de entre 6 y 8 disparos.
Los delincuentes se dieron a la fuga dejando a sus víctimas y disparando contra el efectivo policial. Según testigos, uno de ellos salió a toda carrera por la calle Chubut arrojando su arma, un revólver calibre 32 corto, sin proyectiles, perdiéndose por la calle San Francisco con dirección al barrio Pellegrini. Su cómplice alcanzó a abordar la moto en la que llegaron, volvió a abrir fuego contra el policía, para finalmente escapar por la calle Mitre, con dirección al mismo barrio Pellegrini. Al doblar la esquina, aparentemente se le cayó el arma, una pistola Bersa Mini Thunder 9 mm con solo dos proyectiles intactos en su cargador.
Tanto las dos mujeres como el policía resultaron ilesos, aunque el automóvil del efectivo recibió un disparo en su parabrisas. Al lugar arribaron efectivos policiales del CPP y de la comisaría jurisdiccional, además del personal de la Policía Científica pilarense y de Gendarmería Nacional, quiénes realizaron las pericias respectivas. Según se supo, el propio fiscal en turno, Martín Otero, llegó al lugar de los hechos supervisando y coordinando las diferentes directivas judiciales.
Recién cerca de las 17 (después de más de 7 horas del hecho) se liberó la calle Chubut que estaba cortada totalmente por el hecho. Hasta anoche al cierre de la presente edición, no había sospechosos no detenidos por el caso, aunque se estima que al menos uno de los ladrones podría estar herido. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.