Se fugó de la cárcel y llevaba a su ex secuestrada en un auto

Un hombre fue detenido ayer a la madrugada en pleno centro de Pilar, cuando policías descubrieron que lleva a su expareja atada de pies y manos en su auto. Además, luego se comprobó que era un presidiario que se había fugado de un penal.
El hecho ocurrió cerca de las 3, cuando un móvil de la Comisaría 1ª de Pilar recorría la zona céntrica y, al desplazarse por la calle Fermín Gamboa y a metros de Víctor Vergani, sus efectivos observaron un auto mal estacionado, con el motor en marcha, sus luces apagadas y con sus ocupantes discutiendo o forcejando en su interior.
Con los recaudos del caso los policías se dieron a conocer como tales y bajaron del patrullero para identificarlos. En ese mismo momento, una de las personas bajó del vehículo e intentó escapar corriendo, pero pocos metros después fue alcanzada y aprehendida.
Se trata  de un hombre de 36 años identificado como Esteban David Ubiedo, con domicilio en Laprida 575, de Ezeiza. En el interior del automóvil, un Peugeot 406 de color gris, patente EWU 730, se hallaba una mujer, quien estaba atada de pies y mano y rompió en llanto al ver a los policías.
La misma fue asistida rápidamente, y antes varios testigos se requisó el interior del rodado, hallándose sobre uno de los asientos un arma de fuego: se trataba de una pistola, marca Bersa Thunder de calibre 9 mm que en su cargador contenía 10 proyectiles más otro en la recámara. También se halló otro cargador con 13 municiones del mismo calibre y una cuchilla de unos 30 centímetros de hoja y mango de madera.
La mujer, de 36 años, está domiciliada en Monte Grande. Luego de ser rescatada declaró que el sujeto que estaba con ella era su expareja, quien desde la noche del lunes la tenía privada de su libertad, amenazándola con el arma de fuego y produciéndole cortes en su mano.
Los investigadores no lograron saber aún el motivo del secuestro de la mujer ni a donde se dirigían, y cuáles eran las intenciones finales del ahora apresado.
Sobre el arma de fuego recaía un pedido de secuestro activo por “robo y privación ilegal de la libertad”, de fecha 1º de noviembre pasado, a solicitud de la Unidad Funcional de Instrucción Nº 1 de Exaltación de La Cruz.
Pero a la consulta urgente del sistema informático, para conocer antecedentes penales del referido sujeto, se estableció que sobre el mismo recaía un pedido de captura del Juzgado de Ejecución Penal Nº 2 de La Plata, de fecha 13 de marzo de 2017, por evasión de Unidad Carcelaria Nº 32, de Florencio Varela, en donde ya había cumplido 2 de los 6 años de condena por robo calificado, intento de homicidio y privación de la Libertad. Todos los elementos fueron secuestrados y puestos –como el delincuente detenido –a disposición de la Justicia. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.